44 INMUEBLESEJIDALES MUDAN A PROPIEDAD PRIVADA

Felipe Jiménez entregatítulos de propiedad a colonos de

ex Hacienda deAbajo, que les dota de certeza jurídica.

Tequila, Jal., 31 jul.-44 colonos de la Ex Hacienda de Abajo de esta municipalidad, podrán dormir tranquilos con relación a los inmuebles que poseen, ya que recibieron su respectivo título de propiedad –privada-de manos del Alcalde Felipe de Jesús Jiménez Bernal.

El proceso de regularización de esos predios ejidales había iniciadoen el 2013, y concluye con la migración al régimenque se acredita con la escritura pública correspondiente, que les dotará a losantes poseedores yahora propietarios,de total y absoluta certeza jurídica sobre ellos, beneficiando a igual número de familias, que en muchos de los casos los habían adquirido  con bastantes sacrificios. 

En la entrega, que se realizó el pasado lunes en la sala de regidores, al interior del edificio que alberga las oficinas del Gobierno Municipal, Felipe Jiménez, que  estuvo acompañado de miguel Ramírez, Secretario general del Ayuntamiento, porel Ing. Israel Hernández García y por Javier Ruiz Sandoval,  Presidente y Secretario, respectivamente, del Comisariado del Ejido Tequila,  así como de otros miembros del mismo núcleo ejidal, señaló que el programa piloto de regularización de predios ejidales es un parte aguas para que muchos más tequilenses puedan acogerse a él.

“Es importante reconocer el apoyo de las autoridades ejidales, quienes trabajaron mano con mano con el Ayuntamiento, así como todos ustedes los beneficiarios, que con su paciencia y completa disposición, han hecho posible el trámite. En ese tenor, invitamos a los demás poseedoresde la colonia que quieran regularizarsu predio, se sumen a este programa. Les pido a ustedes que sean porta voz y ejemplo de que si se quiere, se puede”, concluyó el Primer Edil.

De acuerdo con la ley, la diferencia entre un inmueble ejidal y uno del régimen de propiedad privada consiste en que, en el primero, es de la nación, que en consecuencia, la persona es un posesionario, que puede usar y disfrutar de la cosa, más no abusar de ella;aunque en los hechos es posible que pueda transferir esa posesión a través de una  ‘cesión’, en muchos casos, es  una ‘venta’ disfrazada.  Mientras que en el segundo, el régimen de propiedad privada, sé  es propietario del predio o finca, lo que deriva que el titular puede usar, disfrutar y abusar –vender, regalar, heredar, etc.- de la cosa.

 

imagenboletin: